FuturCrop

Software de control de plagas

Blog

«La primera ley de la Ecología es que todo está relacionado con todo lo demás.» 

Barry Commoner

Blog

Tratamientos ineficientes de plagas

Software de control de plagas

Alertas automáticos. Modelos predictivos. Calendario del Ciclo de vida de las plagas. Integración con estaciones mteorológicas. Cálculo de la fecha de tratamiento óptimo. Registro de capturas y monitoreos.

programa de control de plagas

Software de control de plagas

Alertas automáticos. Modelos predictivos. Calendario del Ciclo de vida de las plagas. Integración con estaciones mteorológicas. Cálculo de la fecha de tratamiento óptimo. Registro de capturas y monitoreos.

Tratamientos ineficientes de plagas - FuturCrop

Disminución de la eficacia de los insecticidas químicos

Incremento del consumo mundial del uso de insecticidas químicos.

Desde los años 1950 hasta la actualidad el uso mundial de insecticidas químicos ha experimentado un aumento significativo en las últimas décadas, impulsado por divesos factores como:

  • La creciente demanda mundial de alimentos para una población en aumento y la necesidad de maximizar los rendimientos agrícolas han llevado a los agricultores a depender de los insecticidas para proteger sus cultivos y garantizar la producción de alimentos.
  • El desarrollo de resistencia en las plagas a los insecticidas ha generado la necesidad de utilizar productos químicos más potentes y de aplicar tratamientos más frecuentes para lograr un control efectivo, lo que ha contribuido al aumento del uso de insecticidas en la agricultura.
  • Las empresas agroquímicas invierten en la promoción y comercialización de insecticidas, promoviendo sus beneficios y fomentando su uso entre los agricultores como parte de las prácticas agrícolas convencionales (Geiger et al., 2010).
consumo de pesticidas
Incremento del consumo mundial de pesticidas
Cantidad de pesticidas por hectárea, 2021. FAOSTAT

Varios datos y estudios científicos evidencian el incremento del uso mundial de insecticidas químicos:

  • Pretty, J., Bharucha, Z. P. (2018). Integrated pest management for sustainable intensification of agriculture in Asia and Africa. Insects, 9(2), 55. Enlace
  • Pimentel, D., Acquay, H., Biltonen, M., Rice, P., Silva, M., Nelson, J., … & Trovato, L. (1992). Environmental and economic costs of pesticide use. BioScience, 42(10), 750-760. Enlace
  • Jeyaratnam, J. (1990). Acute pesticide poisoning: a major global health problem. World Health Statistics Quarterly, 43(3), 139-144. Enlace
  • Tabashnik, B. E., Brévault, T., & Carrière, Y. (2013). Insect resistance to Bt crops: lessons from the first billion acres. Nature Biotechnology, 31(6), 510–521. Enlace

Reducción de la eficacia de los insecticidas químicos

Desde los años 1950 se ha observado un declive en la eficacia de los insecticidas químicos utilizados en el control de plagas agrícolas, forestales y ornamentales. Esta disminución en la eficacia se debe a varios factores:

Desarrollo de resistencia en las plagas

Las plagas tienen una capacidad intrínseca para desarrollar resistencia a los insecticidas químicos a través de la selección natural y la evolución rápida de las poblaciones. El uso intensivo y repetido de los mismos insecticidas ha acelerado el desarrollo de resistencia en las plagas, reduciendo así la eficacia de los tratamientos y aumentando la dependencia de productos químicos más potentes y tóxicos (Tabashnik et al., 2013).

Contaminación ambiental y pérdida de biodiversidad

La aplicación indiscriminada de insecticidas ha causado la contaminación del suelo, el agua y el aire, afectando a los ecosistemas naturales, la biodiversidad y la salud de los organismos no objetivo. Esta contaminación ambiental ha contribuido al declive de los enemigos naturales de las plagas y ha alterado el equilibrio ecológico de los agroecosistemas, facilitando la proliferación de plagas y reduciendo la eficacia de los insecticidas (Goulson, 2013).

Impacto en la salud humana

La exposición continua y acumulativa a los insecticidas químicos representa un riesgo para la salud humana, causando intoxicaciones agudas y crónicas, problemas respiratorios, neurotoxicidad, cáncer y otros efectos adversos para la salud. Estos impactos negativos en la salud humana han llevado a la regulación y restricción del uso de muchos insecticidas químicos, limitando así las opciones disponibles para el control de plagas en la agricultura (Jeyaratnam, 1990).

La ineficacia de algunos tratamientos con insecticidas químicos incrementan su consumo

El aumento en el consumo de insecticidas químicos puede atribuirse principalmente a la falta de eficacia de ciertos tratamientos disponibles en el mercado. Cuando los agricultores y consumidores experimentan una disminución en la eficacia de un insecticida específico para controlar plagas, tienden a incrementar su uso con la esperanza de lograr los resultados deseados. Esta situación puede generar una dependencia creciente de los insecticidas, ya que los usuarios buscan alternativas o dosis más altas para combatir las plagas resistentes.

Además, la ineficacia de algunos tratamientos puede llevar a la percepción de que es necesario aplicar mayores cantidades de producto o utilizar diferentes tipos de insecticidas en combinación. Esto puede resultar en un uso excesivo o inadecuado de estos productos químicos, lo que a su vez puede tener consecuencias negativas para el medio ambiente, la salud humana y la biodiversidad.

La falta de conocimiento sobre las plagas y su ciclo de vida es fundamental para el éxito en los tratamientos de control de plagas. Para implementar tratamientos de control de plagas realmente efectivos, es crucial comprender el ciclo de vida, el comportamiento y los hábitos de las plagas objetivo. Si hay desconocimiento o malentendidos sobre estos aspectos, los tratamientos pueden no ser lo suficientemente específicos o dirigidos, lo que reduce su eficacia.

Tratamientos repetitivos y continuos.

Los tratamientos repetitivos y continuos consisten en la aplicación regular y frecuente de insecticidas a intervalos preestablecidos, independientemente de la presencia o intensidad de las plagas en los cultivos. Esta práctica es común en la agricultura convencional y se basa en la idea de mantener niveles constantes de protección contra las plagas a lo largo del ciclo de cultivo (Pimentel, 2005).

Geiger, F., Bengtsson, J., Berendse, F., Weisser, W. W., Emmerson, M., Morales, M. B., … Inchausti, P. (2010). Persistent negative effects of pesticides on biodiversity and biological control potential on European farmland. Basic and Applied Ecology, 11(2), 97–105. Este estudio muestra los efectos negativos persistentes de los pesticidas, incluyendo insecticidas, sobre la biodiversidad y el potencial de control biológico en los agroecosistemas europeos, debido a la aplicación inadecuada y no selectiva de productos químicos en la agricultura convencional.

Hay varios problemas con este tipo de metodologías de control de plagas:

  • La exposición constante a los insecticidas puede llevar al desarrollo de resistencia en las poblaciones de plagas, reduciendo la eficacia de los tratamientos y aumentando la dependencia de productos químicos más potentes y tóxicos (Tabashnik et al., 2013).
  • La aplicación repetida de insecticidas puede contaminar el suelo, el agua y el aire, afectando a los ecosistemas naturales, la biodiversidad y la salud de los organismos no objetivo (Goulson, 2013).
  • La exposición continua a los insecticidas puede representar un riesgo para la salud humana, causando intoxicaciones agudas y crónicas, problemas respiratorios, neurotoxicidad, cáncer y otros efectos adversos para la salud (Jeyaratnam, 1990).

Varios datos y estudios científicos evidencian la ineficacia de esta práctica:

Tabashnik, B. E., Brévault, T., & Carrière, Y. (2013). Insect resistance to Bt crops: lessons from the first billion acres. Nature Biotechnology, 31(6), 510–521. Este estudio destaca el desarrollo de resistencia en las plagas a los cultivos Bt que producen proteínas insecticidas, debido a la exposición constante y repetida a estas proteínas.

Tratamientos por fecha de calendario.

Los tratamientos por fecha de calendario implican la aplicación de insecticidas en momentos específicos del ciclo de cultivo, sin tener en cuenta las condiciones específicas de cada cultivo y región ni la presencia real de plagas, o el estado de su ciclo de vida . Esta práctica es popular en la agricultura convencional debido a su simplicidad y facilidad de aplicación (Pretty et al., 2018).

Sin embargo, varios datos y estudios científicos evidencian los problemas asociados a esta práctica:

  • La aplicación de insecticidas basada en el calendario puede resultar en tratamientos innecesarios cuando las plagas no están presentes o no representan una amenaza significativa para los cultivos, lo que lleva al uso ineficiente de productos químicos y aumenta los costos de producción.
  • Esta práctica no tiene en cuenta los ciclos biológicos de las plagas, las condiciones climáticas, los tipos de cultivo y otros factores relevantes que pueden influir en la presencia y actividad de las plagas, lo que reduce la eficacia de los tratamientos y puede generar problemas de resistencia y tolerancia en las plagas.

En resumen, tanto los tratamientos repetitivos y continuos como los tratamientos por fecha de calendario son prácticas habituales de control de plagas en la agricultura convencional que presentan una serie de problemas y limitaciones en términos de eficacia, sostenibilidad, impacto ambiental y riesgos para la salud. Estos enfoques tradicionales y simplificados para el manejo de plagas han demostrado ser ineficaces y contraproducentes en muchos casos, destacando la necesidad de adoptar enfoques más integrados, sostenibles y basados en el conocimiento científico para el control de plagas en la agricultura moderna.

Tratamientos preventivos.

La implementación de tratamientos preventivos efectivos requiere una comprensión detallada de la biología, el ciclo de vida, los hábitos y las preferencias alimenticias de las plagas. Sin este conocimiento, los tratamientos pueden no ser lo suficientemente específicos o dirigidos, lo que reduce su eficacia.

Para mejorar la eficacia de estos tratamientos, es crucial adoptar un enfoque integral que combine diferentes métodos de control, basándose en un conocimiento sólido de las plagas y su ecología, y realizar un monitoreo regular para evaluar y ajustar las estrategias de control según sea necesario.

Realizar los tratamientos en el momento adecuado para su éxito.

Realizar los tratamientos en el momento adecuado es fundamental para asegurar el éxito en el control de plagas. Para lograrlo, es crucial conocer el ciclo de vida de la plaga objetivo, así como su fenología, que es el estudio de los eventos recurrentes en el desarrollo de los organismos en relación con las estaciones y condiciones ambientales. Además, el uso de herramientas tecnológicas como FuturCrop puede ser de gran ayuda en la planificación y ejecución de los tratamientos.

Conocimiento del ciclo de la plaga.

Entender el ciclo de vida de la plaga, que incluye sus etapas de huevo, larva, pupa y adulto, así como sus hábitos alimenticios, reproducción y comportamiento, permite identificar los momentos más vulnerables de la plaga y determinar cuándo es más efectivo aplicar tratamientos preventivos o curativos.

Fenología de las plagas.

La fenología proporciona información sobre los patrones estacionales y los eventos clave en el desarrollo de la plaga, como la emergencia de adultos, la oviposición o la eclosión de huevos. Al alinear los tratamientos con la fenología de la plaga, se puede maximizar la eficacia de los tratamientos al dirigirse a las etapas más susceptibles de la plaga.

FuturCrop es una herramienta tecnológica que puede ayudar en la gestión y planificación del manejo de plagas. Esta plataforma puede proporcionar información actualizada sobre la fenología de las plagas, pronósticos de su desarrollo, , recomendaciones de tratamientos y registros de aplicaciones anteriores, facilitando la toma de decisiones informadas y la optimización de los tratamientos.

Al combinar el conocimiento detallado del ciclo y la fenología de la plaga con el uso de herramientas tecnológicas como FuturCrop, es posible realizar tratamientos en el momento óptimo para su éxito, lo que permite un control más efectivo de las plagas con un uso más eficiente de los recursos y reduciendo el impacto ambiental. Además, es importante realizar un monitoreo regular para evaluar la eficacia de los tratamientos y hacer ajustes según sea necesario, asegurando así un manejo integrado y sostenible de las plagas en los sistemas agrícolas.

REDUCE EL USO DE PRODUCTOS PESTICIDAS UTILIZÁNDOLOS SÓLO CUANDO SON MÁS EFICIENTES.

AHORRA HASTA UN 40%.

futur
crop

control
de plagas

Referencias

  • Pretty, J., Bharucha, Z. P. (2018). Integrated pest management for sustainable intensification of agriculture in Asia and Africa. Insects, 9(2), 55. Enlace
  • Pimentel, D., Acquay, H., Biltonen, M., Rice, P., Silva, M., Nelson, J., … & Trovato, L. (1992). Environmental and economic costs of pesticide use. BioScience, 42(10), 750-760. Enlace
  • Jeyaratnam, J. (1990). Acute pesticide poisoning: a major global health problem. World Health Statistics Quarterly, 43(3), 139-144. Enlace
  • Tabashnik, B. E., Brévault, T., & Carrière, Y. (2013). Insect resistance to Bt crops: lessons from the first billion acres. Nature Biotechnology, 31(6), 510–521. Enlac
Scroll al inicio